Para Niños y Jóvenes

Ser sordo o con una pérdida auditiva puede ser difícil, pero aprender a vivir con retos es lo que te hace tener éxito.

Sé orgulloso de quién eres. Tu pérdida auditiva es una parte de ti, pero no te define. Tal vez tengas un gran sentido del humor, seas un artista con talento, seas excelente con los números, te guste bailar o tengas un don para todas las cosas mecánicas. Recuerda, es la suma de tus partes lo que te hace ser, no las partes individuales.

Es importante que aprendas a expresar tus necesidades. Si utiliza la audición y el lenguaje hablado y la amplificación, aprende a decirle a otros acerca de tu pérdida auditiva y cómo pueden ayudarte a escuchar mejor en ciertas situaciones. Si usas lenguaje de señas americano (ASL) u otro lenguaje manual, aprende a usar un intérprete y cómo decirles a otras personas cómo pueden utilizar un intérprete para hablar contigo.